• Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On YoutubeVisit Us On Linkedin

La disfonía, una modificación de la voz debida a una anomalía de la vibración de los pliegues vocales, es uno de los problemas más comunes entre la población y un motivo frecuente de consulta en los servicios de Otorrinolaringología. Tanto que su prevalencia llega a alcanzar el 75% en grupos específicos, como los docentes, en algún momento de su carrera. Así lo advierte la guía ‘Evaluación del paciente con disfonía’, elaborada por la Comisión de Laringología, Voz, Foniatría y Deglución de la Sociedad Española de Otorrinolaringología y Cirugía de Cabeza y Cuello (SEORL-CCC). Con motivo del Día Mundial de la Voz, que se celebra cada 16 de abril, la SEORL-CCC recuerda la importancia de prestar atención a los problemas de voz y acudir a un especialista ante una disfonía de más de dos semanas de duración.

En profesiones donde la voz es una herramienta de trabajo pero no se presta especial cuidado a la misma, como los docentes, los monitores deportivos, los sacerdotes o teleoperadores, los trastornos de las cuerdas vocales aparecen de forma más frecuente que en otras como actores, locutores de radio o cantantes. Estos últimos tienen más asumidos unos hábitos de higiene de la voz, e incluso practican técnica vocal, algo fundamental para prevenir afonías, disfonías, ronqueras o bloqueos. Así lo advierten desde la Comisión de Laringología, Voz, Foniatría y Deglución, donde destacan la importancia de que en las carreras de magisterio o periodismo se incluyera un apartado de técnica vocal.

Los principales problemas de la voz y sus cuidados han sido centro del debate de la jornada organizada por la SEORL-CCC ‘Se amable con tu voz’ y comentados por sus participantes en este vídeo. En esta estuvieron presentes el doctor Pedro Cabrera, presidente de la Comisión de Laringología, Voz, Foniatría y Deglución de la SEORL-CCC; Mª Ángeles Mate Bayon, del Servicio de Otorrinolaringología del Hospital Universitario Fundación Alcorcón;  Roxana Coll, fonoaudióloga y logopeda; el cantante Miguel Ríos; la periodista Nieves Herrero, el actor y humorista Javier Cansado y la actriz de doblaje María Pérez Moreno.

La profesión del paciente es uno de los principales factores a tener en cuenta a la hora de abordar los problemas de voz. Su uso excesivo en profesionales que requieren un tiempo prolongado de uso en sus discursos o al teléfono, ambientes ruidosos o el contacto con sustancias químicas, ambientes contaminantes o muy secos, puede contribuir a ciertos trastornos y afectar al resultado del tratamiento. Así mismo, el tratamiento con determinados fármacos también puede ser causante de disfonía. La situación se agrava en aquellas personas  con hábitos tóxicos como el consumo de alcohol y tabaco.

Las disfonías se conocen de forma común como ronqueras y su síntoma más característico es la alteración del timbre vocal. El papel del otorrinolaringólogo en la atención y tratamiento de este y otros problemas de voz tendrá como objetivo establecer si estos se deben a una enfermedad grave o no, como podría ser el cáncer de laringe.

La exploración de la voz incluye la visualización directa de la laringe mediante diferentes técnicas, todas englobadas bajo el término laringoscopia. Por un lado, la laringoscopia flexible con la que se consigue valorar la voz cantada al realizarse a través de la nariz. También se utiliza la laringoscopia rígida para explorar las cuerdas vocales con una calidad de imagen que permite diagnosticar patologías difíciles de evaluar con otras técnicas.

Estas pruebas diagnósticas solo pueden ser realizadas por profesionales médicos como los otorrinolaringólogos. Son técnicas exploratorias que, aunque son mínimamente invasivas, conllevan algunos riesgos para el paciente que de presentarse deben ser resueltos por el especialista, precisando un conocimiento exhaustivo de la anatomía laríngea, faringe y fosa nasal.

Los docentes, entre los más perjudicados

Diversos estudios demuestran la frecuencia de trastornos de la voz en el personal docente. Así, un trabajo alemán con más de 500 maestros publicado en Journal of Voice observó que más de la mitad informaron haber tenido algún problema de voz al menos una vez durante su carrera. El trabajo termina con la conclusión de que es necesario incluir programas de entrenamiento vocal para preparar a los maestros para un uso profesional y saludable de la voz. Por otro lado, una investigación publicada en International Archives of Otorhinolaringology concluye que entre los docentes universitarios, un porcentaje mayor de mujeres que hombres reportó ronquera, molestias en el tracto vocal, dolor de cuello y sensación de cuerpo extraño. Algunos factores de riesgo que explican la mayor prevalencia en ellas están relacionados con la organización del trabajo, el entorno laboral, el cuidado de la voz y las variables de calidad de vida. Las participantes en el estudio se definían a sí mismas como habladoras y afirmaban pasar la mayor parte de su tiempo enseñando.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*